• gracielalison

Avión que se desplomó en China se habría desintegrado en el aire


Al menos una pieza del avión Boeing 737-800 que se estrelló en China el lunes 21 de marzo podría haberse desprendido mucho antes del impacto, un hallazgo que agrega misterio a la caída fatal de la aeronave.

La pieza que se sospecha que es parte del avión de China Eastern Airlines fue encontrada a unos 10 kilómetros del área principal de los restos, afirmaron funcionarios chinos este jueves.


De confirmarse que ese trozo es parte del avión siniestrado, indicaría que la aeronave sufrió algún tipo de ruptura en el aire, lo que podría ofrecer pistas sobre lo que condujo al accidente o al menos arrojar luz sobre los últimos segundos del vuelo.


“Las preguntas son: ¿Exactamente qué pieza era y cuándo se desprendió?”. dijo Jeff Guzzetti, exjefe de investigaciones de accidentes de la Administración Federal de Aviación de EU.


El vuelo 5735 de Kunming a Guangzhou se estrelló sin una llamada de radio de emergencia de los pilotos y contra una ladera boscosa a unos 160 kilómetros de su destino, según la Administración de Aviación Civil de China. Había 132 personas a bordo.


El desplome, altamente inusual, tiene desconcertados a los investigadores de accidentes y expertos en seguridad. Las aeronaves como el 737-800 están diseñadas para no caer de una manera tan agresiva, por lo que se requeriría algún tipo de falla de la aeronave o acción del piloto para mantener la nariz apuntando hacia abajo durante tanto tiempo.


Una pieza de aproximadamente 1.3 metros de largo y 10 centímetros de ancho que se cree que es el avión fue encontrado en tierras de cultivo, dijo Zheng Xi, jefe del equipo de rescate de bomberos de Guangxi.


Hasta el momento, resulta imposible saber si la pieza se desprendió como resultado de las tensiones durante la caída a alta velocidad o durante el repentino descenso.


Guzzetti dijo que probablemente ocurrió cuando el avión cayó en picada desde una altitud de crucero de unos 29 mil pies en aproximadamente 1 minuto y 35 segundos.


“Desde mi punto de vista, la aeronave pierde partes a medida que desciende”, dijo.


Si ese es el caso, proporcionaría pistas sobre la velocidad del avión y las posibles maniobras del piloto.


Hasta el final


El avión no se desintegró por completo. Siguió transmitiendo su posición hasta alcanzar los 3 mil 225 pies, según los datos recogidos por Flightradar24 , lo que sugiere que la estructura principal permaneció intacta.


Una revisión de los datos de Flightradar24 hecha por Bloomberg demostró que el avión volaba muy por encima de las velocidades normales durante la inmersión, posiblemente acercándose a la velocidad del sonido.


A un avión que no está diseñado para alcanzar tales velocidades se le podrían desprender componentes relativamente ligeros en las alas y las secciones de la cola.


Fuente: El Financiero

41 visualizaciones0 comentarios