• gracielalison

Aprueban a Earth Ocean Farms para exportar carne de Totoaba, criada en cautiverio

#Animales #Naturaleza


En una decisión dividida y polémica, la CITES otorgó a México el registro de la empresa Earth Ocean Farms, para que pueda exportar carne de Totoaba, criada en cautiverio, luego de que apenas dos días antes, el Comité Permanente anunció el envío de una misión de observadores internacionales a nuestro país ante la falta de cumplimiento en las acciones de conservación de la vaquita marina y el combate a la pesca furtiva.

Con el voto a favor de Bélgica, China, Namibia, Etiopía, Polonia, Georgia, Kuwait, Indonesia y República Dominicana, y el voto en contra de Israel, Oceanía, Senegal, Congo y Perú, así como la abstención de Canadá, la Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Fauna y Flora Silvestres (CITES), autorizó la solicitud de México que data de 2018, luego de que la granja totoabera retiró de la iniciativa la posibilidad de vender el buche o vejiga natatoria de este pez en peligro de extinción.


La preocupación de los países que votaron en contra y otros que no tienen derecho a voto por no integrar en este momento el Comité Permanente de la CITES, como Estados Unidos, Japón y Argentina, así como organizaciones de la sociedad civil, es que haya lavado de Totoaba al venderse ejemplares de vida silvestres como si fueran de cautiverio y que se estimule la demanda de productos de Totoaba, lo que sería un incentivo para la pesca furtiva en el Alto Golfo de California en detrimento de la vaquita marina.


La crítica para México es que quiere abrir un mercado legal internacional de Totoaba, en lugar de concentrar sus esfuerzos en detener la pesca y tráfico ilegal en el Alto Golfo de California, donde tiene nulos resultados.


"Nos preocupa que México carece de capacidad tanto forense como de cumplimiento para detectar la presencia de especímenes no autorizados para la exportación", advirtió Alejandro Olivera, representante en México del Centro para la Diversidad Biológica.


En su intervención, la Delegación de Israel cuestionó a México sobre a quién quiere vender la carne de Tototaba, sí la verdadera demanda es por el buche o vejiga natatoria, además de que no queda claro quién verificará la destrucción de los buches de cautiverio y cuánto tiempo pasará para que las vejigas natatorias sean también parte del mercado “legal”.


La Delegación de Estados Unidos adelantó que aún con la decisión de CITES, la comercialización de Totoaba en su territorio está completamente prohibida, debido a que es una especie protegida, de acuerdo a su legislación.


Por su parte, Roberto Aviña, director general de Vida Silvestre de la Semarnat, indicó que México toma en consideración todas las reflexiones y comentarios en contra del registro de Earth Ocean Farms, y da la bienvenida al grupo de expertos que viajará al país para atender el caso de la vaquita marina, "estamos a la orden para que la misión nos visite y compartir información como se nos está pidiendo".


Consideró que con las granjas totoaberas se disminuirán las actividades ilícitas en Alto Golfo de California, aunque no aclaró como ocurriía esto, ya que el mercado negro en China es por el buche de Totoaba y no por su carne.


"La alternativa de la acuacultura y de la reproducción de las granjas de la Totoaba, ya en nueve granjas, es para fortalecer y disminuir la actividad ilegal de la pesca de Totoaba", manifestó.


En redes sociales, líderes de pescadores organizados de San Felipe, Baja California y algunos integrantes del sector, manifestaron su desacuerdo con lo ocurrido en Lyon, Francia, ya que opinaron que el beneficio es únicamente para la empresa de Christy Walton, filántropa y una de las mujeres más ricas de Estados Unidos, y no para las comunidades pobres golpeadas por las sanciones comerciales y las restricciones a su actividad, en aras de salvar a la vaquita marina de la extinción.


Fuente: Excelsior

7 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo